Paco Martín

Paco Martín

Creo que la mejor presentación que se puede hacer al trabajo presentado en esta página, consiste en realizar un breve comentario sobre la fotografía argéntica.

En los tiempos que corren, parece un sin sentido ir en contra de la tecnología dominante. Me refiero a la fotografía digital, la inmensa mayoría de los fotógrafos trabajan con esta técnica en la actualidad, si hablas con profesionales relativamente jóvenes, puede que ni siquiera conozcan algo diferente de la fotografía digital.

Pero a pesar de las limitaciones que se pueden encontrar a nivel comercial a la hora de trabajar con fotografía argéntica, creo que esta y concretamente la realizada en blanco y negro, tiene plena validez incluso en los tiempos actuales.

Cuando se realiza una toma con película, la fotografía se piensa más, no se tiene la posibilidad de la inmediata visualización de las imágenes en una pantalla y por tanto la posibilidad de realizar correcciones al instante. La imagen obtenida queda latente, solo habita en nuestra imaginación, hasta el momento del revelado de la película.

El momento del revelado tiene una gran carga de incertidumbre, en ese momento se cumplen las expectativas o se descubren los fallos, pero lo normal es que sea un momento de gran satisfacción. A partir de aquí, se eligen los negativos que pasan al positivado. En ese último proceso, el fotógrafo tiene mucho que decir y hacer en cuanto la expresión y calidad final de la imagen.

Personalmente considero, que la calidad final de la imagen tiene algo de especial, que hace que no sea comparable con las obtenidas por medios digitales, por lo menos en el caso del proceso en blanco y negro que nos ocupa.

Todos los trabajos que aquí aparecen, se realizan con cámara técnica y película en placas, procesado manual del revelado a baño perdido y positivado sobre papel baritado, el único proceso digital realizado es el justo y necesario para poder representar las imágenes en esta página.

Facebook Twitter Youtube Pinterest Instagram